Opera Tickets Italy




    Sabores y sonidos de Italia

    Sabores y sonidos de Italia

    La cena y el concierto que conforman “Sabores y sonidos de Italia” ofrecen una experiencia única en Roma. El pintoresco restaurante Le Cave di Sant'Ignazio les sumergirá en el ambiente ideal, y les propondrá un delicioso menú de tres platos. Después de la cena, Las Cuatro Estaciones de Antonio Vivaldi, una de las obras clásicas más innovadoras que existen, será interpretada en un concierto en el Oratorio del Caravita, muy cerca del restaurante, haciendo que su velada romana se realmente especial. La deliciosa comida italiana y las inspiradoras melodías barrocas les esperan en esta verdadera celebración para los sentidos, durante su estancia en la Ciudad Eterna.

    Le Cave di Sant'Ignazio, un encantador restaurante sito en la Piazza Sant'Ignazio que sirve platos típicos italianos de gran calidad, acoge la parte culinaria de “Sabores y sonidos de Italia”, la cual comienza a las 18h30. Podrán elegir el menú de tres platos que más les seduzca de entre las tres opciones propuestas. Cada uno de estos menús ha sido cuidadosamente concebido por los chefs de Le Cave para esta ocasión especial. Un entrante, un plato principal sustancioso, un postre dulce y agua están incluidos en todas las opciones. De forma adicional, ustedes podrán adquirir otras bebidas. La atmósfera de este restaurante italiano auténtico y los platos recién preparados harán que su velada romana tradicional sea inmediatamente agradable.

    Una vez satisfecho su paladar, será hora de dirigirse al Oratorio del Caravita, edificio de estilo barroco situado a unos 80 metros del restaurante. Dando comienzo a las 20h30, los concertos para violín de Las Cuatro Estaciones de Vivaldi les llevarán a un fantástico viaje lleno de ingeniosos efectos sonoros, desde el zumbido de las abejas y el crepitar del fuego, hasta el estruendo de las tormentas de verano y el rugido del viento de invierno. Inspirado por la propia naturaleza, Vivaldi creó una obra musical que ha superado la prueba del tiempo. Su enfoque experimental y su uso astuto de toda la amplitud del timbre de los instrumentos de cuerda hicieron que Las Cuatro Estaciones sonaran creativas y frescas en la década de 1720, cuando fueron escritas. Es por eso también que estos concertos conservan esa calidad extraordinaria única aún hoy en día. De esta manera, la cena y concierto “Sabores y sonidos de Italia” concluye de forma magnífica en el Oratorio del Caravita.